Páginas vistas en el último mes

18 junio 2018

(₸) CHINAS EN LOS ZAPATOS -II- (Florilegio cronológico de la memez)

¡¡¡Publicación sugerida!!!


(Mamarrachos)

SEXTA ETAPA 

( De Octubre 2012, hasta mayo 2013)

     MAMARRACHOS. Un país donde los que no son profesionales de las ideologías las secundan con su credulidad cretina, muy propia del que no sabe sumar o todavía tiene que hacerlo con los dedos, es un país de mamarrachos con un nivel tal de tan supina ignorancia, que sustentarán y sostendrán al más infecto estado bananero como si de un paraíso de la justicia se tratase.

      HOMENAJES PÓSTUMOS TELEDIRIGIDOS O LA MEMORIA INTERESADA. Los hay que expresan su desprecio a los políticos y sindicalistas, de medio pelo en su inmensa mayoría, con expresiones del tipo "odio a muerte" u otras por el estilo. No, yo no. Yo los "odio a vida". Bastante castigo tendrán ya con pasear su estupidez y mediocridad, bien remuneradas ambas -eso sí- con dineros del erario común (garrapatas de estado), ante la mirada inquisidora de la ciudadanía entera. Lástima que no sea más numerosa esa parte de la ciudadanía capaz de ver la "cosa pública" alejada de todo sectarismo y con mayor sentido crítico. Porque a decir verdad, algunos de estos próceres de la política y el sindicalismo con sólo aparecer en los medios o abrir la boca ya disparan la prima de riesgo hasta el ochocientos o más (como en Grecia, vamos). Lo peor de todo es que -poco o más- algo mandan en parcelillas de un cierto poder real. Y es entonces cuando a uno se le dispara también el repudio a sus personas hasta desearles el paso inminente -sin más lesiones que las cerebrales ya conocidas- al estatus laboral de Incapacidad Total. Remunerada -por descontado- pero al retiro en espera del hoyo o las cenizas esparcidas cual lluvia simbólica y en ceremonia tan notoria y solemne como los medios decidan. La muerte, que a nadie perdona, y sobre todo el paso de las años después de la muerte serán quienes pongan a cada cual en el lugar de la Historia que les corresponda por sus méritos o deméritos, más cuantiosos éstos me temo. Y que coloque muy en particular y con especial detalle a aquéllos que se han ido en la abundancia tras haberse pasado la vida predicando parvedad de parias solidarios y más bla-bla-bla. Que "una cosa es predicar y otra dar trigo". Mientras tanto, no me veo yo velando o desfilando frente a "ilustres" fiambres de los que no conozco más que su jeta (pocas veces mejor dicho) pública y un perfil muñido que no oculta en numerosos casos niveles clamorosos de perfidia y/o incompetencia. Y ya entrados en modismos, "tanta paz lleven, como descanso dejan". Pero que nadie se precipite vendiéndonos mitos o bellacos. Y quien suscribe, los velatorios los reservará para acompañar o ser acompañado por sus cercanos. 

      RACIOCINIO AMEBIANO. En el proceso de secesión del taifato NE.Cat de la península ibérica (que se tramite de urgencia y con todas las consecuencias), como en otros similares vividos en la Historia reciente de Europa, resulta de gran importancia e incluso concluyente el sufragio de organismos unicelulares, cuya única neurona en funciones está además afectada de hemiplejía por ictus de soma. En otros términos más coloquiales y comprensibles, podrían ser los también denominados "tontos útiles" o "machacas", largamente muñidos y cocinados en los fogones "normalizadores" de la secta nacional pertinente al caso, especialmente activa y eficaz en los centros de enseñanza. En el que nos ocupa, tómese como paradigma de profundidad argumental, de tan hondo calado que hasta puede resultar determinante en el resultado final, la controversia sobre si un famoso equipo de fútbol del territorio esquivo debe o no, puede o no jugar la competición liguera de la nación que ha repudiado. En la eventualidad que esta cuadrilla de desgajados llegase a participar en tal competición oficial, bien porque sus ricos (de momento) capos plantasen sobre la mesa tanta pasta gansa que avivase chiribitas en ojos de los directivos federativos,  bien por cualquier otra argucia legal; entonces y ante esta coyuntura habrían de ser los aficionados quienes rehuyesen de asistir a cualquier partido en cualquier estadio donde contendiese ese club símbolo de esencias patrias a todas luces excluyentes. Quede dicho, por si acaso. Así pues, manténganse engrasadas y calienten máquinas las redes sociales para movilizar a la sociedad en aplicación de tan ecuánime -en justa reciprocidad- y solidaria encomienda. ¿O quizá no fuera esto lo que pretendían?. Pues haberlo sopesado antes, pero no debieran aceptarse las medias tintas. Cada palo con su vela. 


      RIGOR ESTADÍSTICO. ¿Se puede ser más soez para afirmar sin que se les caiga la jeta y hasta el cerebro de vergüenza que la mayoría de los pequeños y medianos empresarios de Catalunya estarían a favor de la independencia de la nación de aquí, cuando a esa encuesta sólo la habían contestado el 12% de ellos?. Dios, lo que nos espera. ¡¡¡Cuánto alpiste de pacotilla para tontos crédulos y cuántas crédulas tonterías tendremos que aguantar!!!. Pero adelante, cuanto antes se ponga a los "inmersos y comprometidos con tan alto destino” (ojo con la caída de tan alto) frente al “alcance” de su inteligencia (de modo particular en su faceta de “capacidad de abstracción” y de “anticipación de las consecuencias”), antes acabará esta pantomima. INDEPENDENCIA PLENA, YA; es decir, CON TODAS LAS CONSECUENCIAS. Que no debiera ocurrir que pueda estarse “en misa y repicando” o "al plato y a las tajadas”.


      MANDATARIOS Y MANDADOS. A este país no hay por donde cogerlo. Si miras para arriba; esto es, la clase dirigente, te encuentras con unos rufianes nauseabundos que emergen por cualquier flanco y en todas direcciones. Quizá resulte excesivo afirmar que esta caterva de mangantes son todos iguales, puede ser, pero una inmensa mayoría de ellos se parecen como gotas de agua. Tal es así que no veo a medio plazo a nadie capaz de regenerar -o intentarlo con sinceridad- la putrefacta clase política española. Sin embargo, y con todo, no es esto lo más desalentador, pues deberíamos estar curados de espantos y saber lo que podemos esperar de los políticos, en general, y de un lado u otro. Lo que para mí constituye un verdadero misterio son las diferentes sensibilidades de lo que dan en llamar "el pueblo llano" a la hora de valorar ciertas noticias. Sucede que, al parecer, 25.000 € anuales destinados a sobresueldos de unos estadistas, ya bien instalados y desde luego sobrevalorados para lo que producen, suscitan más indignación y jarana sandunguera en forma de manifestación "espontánea", que la misma cantidad encomendada a la gestión de un chófer oficial de un alto cargo del gobierno andaluz y empleada en la compra de cocaína (para sus superiores, se supone, pues mucho me temo que un asalariado no pueda disponer de tal cantidad para tan importante fin). Eso, además de otras ingentes cantidades de pasta (¡¡¡en este caso de los trabajadores!!!) desvanecida en ERE's amañados y otras corruptelas. No, no me cuadra. En su momento no vi manifestación "espontánea" alguna delante de la sede del partido pertinente al caso. Podría ser que las noticias relacionadas con la diestra rancia produzcan un efecto urente sobre las conciencias, mientras que las de la siniestra guay, investida de aromas Loewe y gusto a tarta de adormidera (¿el nuevo opio del pueblo?), las narcotizan (las conciencias, digo). Y se me ocurre una reflexión posible. ¿No estaremos ante un pensamiento tan enraizado en el sectarismo que hasta quienes debieran ser de pensamiento autónomo están guiados por dictados bien envueltos?. Luego los acólitos, oficiantes unos -más que educadores- de las verdades oficiales a la diestra o a la siniestra, otros amebas del paraninfo y por último la grey que también tira de neurona única, aunque algo más impedida. Qué risilla me provocan quienes por adictos a determinada prensa se creen portadores "in pectore" de estatus intelectual, de altura moral y de amplitud de miras, sobre todo de estas dos últimas. Qué gracia, de verdad. Algún día trazaré un perfil de esta singular especie ciudadana. Ahora sólo les recordaré -una vez más- aquella sentencia atribuida a un tal George Washington, donde señalaba que "no hay ciudadano mejor informado que quien no lee ningún periódico". Y cuánto añoro los contenidos de los Programas Renovados que acompañaban a la ley educativa vigente en las décadas setenta y ochenta del pasado siglo (una de las más brillantes jamás redactada), en los que -literalmente- uno de los objetivos proponía "enseñar a los alumnos (sin barrita os/as) a distinguir entre información y opinión". Cuánta esperanza entonces como hoy desesperanza. Sinceramente, no quiero formar parte de un país con este perfil que provoca tanto pasmo intelectual como vómito producen los políticos (de uno y otro lado) que les dictan la noticia y hasta las reacciones ante ella. En cuanto vea la posibilidad me hago apátrida. Menos mal que me queda el pueblo, en el cual no suelen asaltarme con las tabarras en boga (léase fútbol o política), donde sí converso a menudo sobre asuntos personales y en el que debe haber también corruptos, pero -la verdad, y ya sea porque no pueden pillar tanto cacho o por lo que fuese- no hieden tanto. 

      LA "INOVULACIÓN" DE LAS PENSIONES. Esfuerzo infausto el realizado por los dirigentes políticos de turno para encontrar un eufemismo sobre el hachazo a las pensiones que no soliviante en exceso al personal. Le han dado en llamar y así ya consta como término convencional la "desindexación" de las pensiones. Sin embargo, bien por "lapsus linguae" al modo "Follardo" (perdón, Gerardo), o por ironía disocioesquizofrénica de las dobles intenciones, o por socarronería pura han aparecido otros, todos con sentido y algunos hasta muy sugerentes. Por ejemplo, la "desindextización" de las pensiones (como un corte de digestión con el índice de las tales), o la "desindicación" (de uso real y que deja claro que las pensiones están contraindicadas y hasta puede expresar también mandar al carajo los índices de las pensiones y, de mantener alguno, que sea de crecimiento negativo), o la "desinflación" (cuyo sentido es que los pensionistas mirarán de lejos y desde abajo el índice de inflación, pagando así ellos el inaceptable empobrecimiento de los más ricos), o incluso la "desintoxicación" (vocablo reservado a los tertulianos de corros rosas o amarillos en las tardes televisivas, o a barrios obreros con problemas de expresión verbal y que viene a indicarnos que las pensiones deben ser sometidas a dieta purgante). Y así alguno más. Quien suscribe, a partir de ahora lo llamará la "inovulación" de las pensiones, lo cual en toda su crudeza significa "pasarse las pensiones por los huevos" o "hacer con las pensiones lo que les salga de los huevos". Mientras tanto los enterados de costumbre, en un ejercicio de cultura informativa, que sigan utilizando con tono y ademán ilustrados el dichoso palabro, dando cuerda de este modo a tan abominable invento que ya debiéramos estar tratando de invertir, recuperar y preservar; con menos pancartas, menos folclore sectariosindical, más voluntad de acuerdos y todo ello -a ser posible- sin que rueden cabezas ni corra la sangre por las calles. Ardua tarea, muy ardua; pero inexcusable.  

      LA TOLERANCIA COMO EFICAZ FORMA DE REBELIÓN. Con absoluta certeza, hizo más por la India Gandhi con su resistencia pacífica, que por todos los países árabes juntos un ejército entero de autoinmolantes y, por efectos de la onda expansiva, regueros más de heteroinmolados. ¿Cuándo se enseñará esto allá donde se deba?.

      POLÍTICOS EMPEÑADOS EN PERDER LAS ELECCIONES.
No entiendo el empeño de algunos políticos en ejercicio por querer perder las elecciones. Toman medidas drásticas e impopulares y se quedan tan panchos. Les falta ir soltando sopapos por la calle y que los filme un cámara de ese personaje televisivo que va dejando "salvados" a diestra y siniestra (a éstos los salva menos, pues son moralmente superiores a pesar del sugerente apelativo de "siniestra"), para después arrojarlos a los pies de caballos desbocados. O si no que él mismo se monte la escena, que el asunto vende. El caso es que estos políticos o son bobos, lo cual no creo, o son "infiltrados" que han llegado para implantar sin reversión el más infecto capitalismo. No hay otra alternativa, la responsabilidad de gobierno no cabe, son lisa y llanamente "infiltrados". Curiosamente a esta última teoría andan mayormente abonados quienes un día con idéntica mala baba que la de un comisario político con úlcera de estómago motejaron a algunos de "conspiranoicos" (a tenor de lo sentenciado, los "cerebros" del 11-M o eran jibaroformes o espongiformes o ambos dos en uno), cuando la tesis de los "infiltrados" es una paranoia corregida y aumentada respecto a la que ellos calificaron y por la que muy bien se les podría recalificar (vaya, vaya; con ésas andamos) de "recontraconspiranoicos". Y como más vale una imagen que palabras al tuntún, observen -si no- con mirada antropológica a ese espécimen televisivo antes citado y metido a salvador; cuadra al dedillo con el perfil de "recontraconspiranoico". Mírenlo a los ojos, analicen su mirada y no les será difícil sacar conclusiones.   

      LA CATETA. No se esfuercen los lingüistas de la Xarxa Cultural o de donde coime sean en buscar una acuñación para la nueva moneda de Catalunya. Se denominará la “cateta”. Los catalanes dieron nombre a la “peseta” y ahora tendrán la “cateta”, que suena tal que igual, o casi, y además la nueva denominación contiene connotaciones de sagacidad y catarsis, a dosis iguales. Adelanto también el trabajo de los economistas asignándole el valor de 1’66 de la antigua moneda española; es decir, cien “catetas” corresponderían a 1€. Habrá de igual modo un banco central (Dios, qué miedo; tratándose de donde y de quien se trata) que respalde y dé solidez a la nueva divisa. A partir de ahí las aguas del Mar Rojo se abrirán ante nuestros pies hasta llegar a la tierra prometida y cada paso nos conducirá a la gloriosa existencia como nación libre y dueña de su destino. Ah, por amor a la patria y dados los tiempos parvos en pecunio por los que atraviesan ésta y otras patrias de los alrededores, no cobraré por la propiedad intelectual de mis propuestas. Lo hago gratis y tómese como mi primera aportación en forma de donación o impuesto integrador (no me dejen fuera y me quede sin patria que alegre mi corazón) a las recién inauguradas arcas nacionales de la nación de aquí. ¡A tope!. ¡¡¡Wow!!!.


***********************************************


(Seguirá, o no)
  


QUINTA ETAPA
( De julio 2012, a octubre 2012)


      DEMOGRAFÍA PARA TERTULIANOS. Alguien vino a decir que las guerras son organizadas por unos señores que se conocen entre ellos, quienes envían a unos cuantos millones de personas que no se conocen entre ellas a matarse, para defender los intereses de los señores que se conocen. Ay, las guerras. Las guerras son y seguirán siendo inevitables mientras existan en el mundo tabús de índole diversa, en particular de carácter religioso y nacionalista; y en tanto en cuanto no se den unas condiciones de justicia que equilibren de modo relevante los factores "población" y "acceso a los recursos"; desequilibrio -por cierto- al que contribuyen de modo muy principal los tabús antes citados. Los prejuicios llevan a la superpoblación y ésta al enfrentamiento por los recursos, creándose unas condiciones de vida que favorecen la explotación y la proliferación de estómagos vacíos, lo que a su vez hace imposible una educación cabal, la generación de un acervo cultural integrador, la tolerancia entre culturas, etc. De ahí al integrismo, a la fractura social y a las guerras ya sólo hay un paso muy corto. Y en ello somos también responsables quienes hasta el presente hemos disfrutado de un cierto bienestar (incluidos estómagos agradecidos, antes vacíos), por más que hagamos pantomimas de alianzas transculturales y nos manifestemos por la paz o, mejor dicho, sólo por algunas paces (unas sí y otras no).

      RAIGAMBRES.
 Es muy importante echar raíces (fundamental, diría yo), pero es también muy importante saber cómo nos plantan (a veces se planta como cuando se clavan estacas para que prendan; esto es, a mazazo limpio), en qué terrenos lo hacen (los hay muy áridos) y la mierda con la que nos abonan. Huyan -no obstante- los enraizados de dejarse embaucar cuando les digan que la mierda que les abona es exclusiva de identidades demasiado hondas.

      PSICOSIS. La "psicosis" son varios "yo" que no se reconocen y que hasta se son hostiles, dentro de otro que los acoge. Cuando se reconozcan y acepten el mal ya estará curado. Así es Europa, unas cuantas identidades y -sobre todo- intereses cortoplacistas contrapuestos, dentro de otra identidad que pretenden única y a la que todavía se sigue conociendo por Europa; bajo el yugo de gobiernos ocupados por una mayoría de psicópatas. 

      IDENTIDADES. No hay identidad más honda que aquélla que no se necesita buscar obsesivamente, porque ya se tiene.

      ALUMINOSIS GÓTICA. Leo y oigo con asombro (tampoco en exceso) noticias que informan de edificios con solera en cascos antiguos de ciertas ciudades pertenecientes al ámbito del antiguo Reino de Aragón, que se están viniendo abajo como castillos de naipes, tras un manotazo sobre la mesa. Hasta ha caído algún palacete gótico, por lo que podríamos estar hablando de la aluminosos gótica. Pero lo más sorprendente del tema es que en los medios pertinentes al imaginario en cuestión, a día de hoy todavía nadie ha salido a culpar a la puta Castilla y a su reina, de nombre Isabel y apodada la Católica, con perdón. ¿Será que vamos prosperando y ya ni los viejos ni los nuevos imperios opresores tienen la culpa de todo lo malo que nos cae encima?. Aunque tampoco me extrañaría estar dando ideas, pues en ciertos lugares uno sigue topándose con gente en verdad muy rara. Quien suscribe lleva tiempo por estos lares y aún no ha agotado su capacidad de pasmo. Y es que los hay que no tienen remedio.

      LA DESBOCADA INFLACIÓN DE TERTULIANOS. La proliferación de profesionales más o menos competentes del verbo analítico, también llamados tertulianos, me ha convencido de la imperiosa necesidad de cultivar el criterio propio. Para ello nada mejor que partir de la más absoluta ignorancia y de una total desinformación, cual vasija vacía a la que cabe ir llenando de contenido. Creo que fue George Washington quien dijo o vino a decir que no hay ciudadano mejor informado que aquél que no lee ningún periódico. Se trataría pues que, desde la íntegra vacuidad conceptual, cada cual con su capacidad de razonamiento lógico (acéptese la redundancia) más o menos pedestre fuese elaborando sus propias teorías micro y macroeconómicas, con las que -seguro- cosecharán más aciertos argumentales que la inmensa mayoría de conversadores profesionales, que no dan ni una. Mira que disparan, disparan y no atinan, no ya con el campo de tiro, sino ni siquiera con el horizonte. Y tienen más peligro que un catatónico con un fusil ametrallador pues sus análisis, muy a menudo de un desquiciante alarmismo donde el argumento a) contradice al b) y ambos son catastrofistas; hacen mucho daño al perfil psicológico del ciudadano medio, al que encogen de terror y condicionan para mal en sus hábitos consumistas. Con sus postulados previos tampoco te queda más remedio que llegar a una y única conclusión posible: ¿cómo pueden ser tan tontos y/o malintencionados los gobernantes que una y otra vez elegimos (esto quizá no sea del todo incierto) e imbéciles los electores de unos u otros?. De todos modos, los análisis técnicos, aideologizados y asépticos los seguimos dejando al margen, porque por ponderados y ciertos no venden amarillismo y carnaza, como sí venden los juicios de la generalidad de tertulianos en los diferentes medios que les pagan por decir tan poco como dicen. Porque a día de hoy todavía no he visto ni oído a nadie argumentar en serio sobre las dos únicas opciones posibles, cuales son -una- salir del € con las consecuencias que de ello se derivasen, más o menos desastrosas pero no apocalípticas; o seguir dentro de la moneda única. En este último caso ¿serían posibles (y digo "posible" de posibilismo) otras medidas de significación y calado (no pura entelequia al más fiel estilo peronista) alternativas a las que se están tomando en todas las partes donde no se han hecho las cosas bien ?. Mejor sería que estos sabios quincalleros cerraran sus piquitos, porque cada vez que los abren se agota el pan en las panaderías por acaparamiento, ante el clima prebélico y pavoroso que como malos pájaros nos agoran. Y eso si algunos no entran a enmarañarlo todo aún más, añadiendo al asunto componentes ideológicos de tinte buenista (cuando no directamente gilipollas), como si no supiésemos que llegado el momento la única ideología en vigor sería sálveme yo y los míos (tampoco todos) y ya tornarán los tiempos en los que pueda volver a ser pródigo y a practicar "caridades" muy progresistas. No hay mucho más, créanme.

      JJOO. Evento deportivo organizado entre cientos de países, todos al parecer reales y no de fantasía narrativa, cuyos dirigentes y burócratas empeñan con denuedo su tiempo y esfuerzos en urdir trampas variadas, a fin de ganar cuantas más medallas de cualquier metal al uso -vil metal- mejor, para mayor gloria de patriotas nada esforzados, desinteresados ni heroicos. 

      NI CONTIGO NI SIN TI. Olvídense los españoles (quien suscribe es uno más, que nadie se lleve a engaño) de poder vivir en armonía con sus siempre levantiscos -entre otras variadas y notorias características- vecinos del taifato NE.Cat de la península ibérica. Nada más estéril. Hagan lo que hagan serán siempre los culpables únicos y últimos de los fracasos propios e impropios, tanto en política como con los dineros. Unos gestionan y a los otros les caerá la responsabilidad transferida o sin transferir -da igual- en sus leyes. Si hasta ahora han estado con España ha sido por opresión y sin que ellos hayan querido ni quieran. Cuando estén fuera será porque en España no se les quiere. Son así y lo mejor para todos pasará por dejarse definitivamente en paz los unos a los otros. Puerta. Lo requiere la salud económica y psicológica de los españoles que no podrían soportar discurso tan huero, cansino, insalubre y narcótico. En adelante se les estrechará (que no desaparecerá) la coartada de imputar siempre a los mismos. Lo seguirán haciendo, pero esa coartada de pacotilla ya no se la creerán en ningún rincón de Europa. Que se vayan en calma chicha con su pan y sus feriantes, jefes o vasallos (éstos también llamados "machacas"); aunque entenderé que tanto aguante haya sembrado afanes de venganza, legítima y civilizada, expresada en unas condiciones de ruptura bien ponderadas -sí- aunque también draconianas. No se maten, pero esto no debería salirles barato. Quien quiera y deba entender que lo haga. Que a nadie le quepa la más remota duda que se querrán ir, aunque a rebufo ventajista. Todo provecho y ningún inconveniente. Porque esta gente, a la que creo conocer muy bien, gusta de jugar con viento a favor ("gallina a la catalana"*) y nunca cuando les viene en contra ("huevos a la asturiana"*). Son de los que te pisan el callo del pie y después te recriminan que fuiste tú quien pusiste el pie bajo el suyo. Ganadores natos (salvo excepciones, claro). Para colmo, el capo de toda esta sinrazón habla de "resistir", lo cual hace suponer que piensa en términos de algún tipo de guerra, espero que incruenta. No, a mí que no me esperen. Ni iniciaré ni apoyaré ninguna y desde ningún bando. INDEPENDENCIA PLENA, YA. Al fin y al cabo, como alguien en algún foro periodístico expuso, "tanta paz alcancen, como descanso dejan". Buena, fantástica medicina preventiva que ayudará y mucho a los españoles a sobrellevar estos tiempos tan convulsos. Lo siento de verdad por los catalanes que también se sienten españoles. Au revoir.
(*) Fragmentos de una leyenda muy popular en la Guerra Civil española. 

*********************************************** 

(Seguirá, o no)


CUARTA ETAPA 

( De abril 2012, a julio 2012)

      CASQUERÍA INTELECTUAL Y MORAL. Tengo una ocurrencia. Propongo un elemental ejercicio de crítica y autocrítica que debiera ser muy saludable y al que -de sobras sé- no llegarán quienes más necesitados andan de este tipo de prácticas. Después de haberlo realizado, que cada cual valore la catadura moral y la altura intelectual de quien se permite ofender los símbolos identitarios de los otros, cuando no toleraría e incluso atentaría y hasta mataría (y -que nadie se lleve a engaño- no sólo lo harían "los del tiro en la sien") por defender los suyos, presuntos en no pocos casos, de reciente invención y de escasa o nula consistencia real. Y les diré que su catadura moral no pasa del colon ascendente o descendente, henchidos ambos de gases (lo que muy bien podría llamar Quevedo -por ejemplo- la "pedorrea mental" o la "diarrea seca", que es la de mucho ruido y pocas heces). Y respecto a la altura intelectual, la meninge más "elevada" implicada en su capacidad de razonamiento no va más allá de la almorrana. Lo dicho, casquería intelectual, moral y otros despojos, o sea, purria social. Por cierto, ando yo en estos últimos tiempos profundamente preocupado porque no hay manera que un país al que casi todo el mundo normal conoce por España (repito, para el mundo normal) gane el Festival de Eurovisión. Creo que ya ustedes saben que en estos eventos las directrices de los grandes consorcios europeos de las telecomunicaciones "sugieren" una canción favorita, en función del marketing pertinente al caso, y después que cada cual vote a sus siempre odiados vecinos e irredentos enemigos. Y puesto que este país al que los seres normales conocen por España está en una península sin apenas vecinos a los que odiar, bueno sería que se dividiese en trece o catorce subnaciones más, todas oprimidas y tal, que en su momento nos votasen con mucho odio, creciendo así exponencialmente -que dicen- nuestras posibilidades de tan necesitado triunfo. No hay tiempo que perder. Así que pónganse ya los divisores a dividir esta nación en cuantas más subnaciones, mejor. Al fin y al cabo éste es para mí un asunto de vital importancia nacional o nacionalcita. A por faena, brillantes (o lo que sea que les pase por sus azoteas, en otros conocidas por cabezas) amigos independentistas. ¡¡A tope!!.

      DE PATRIAS CHICAS Y PROVINCIANISMOS. Provincianas son aquellas gentes que ocupan más tiempo en buscar diferencias con el prójimo que en integrarlas. Una sociedad que gasta sus mejores energías y recursos en reivindicar imaginarios identitantes, que desde las instituciones de todos se fomentan procesos culturales endogámicos, cuando no alienantes como el fútbol; una sociedad así -decimos- es una sociedad que debiera someterse a una severa autocrítica sobre los valores y el ecumenismo de su cultura. Por esas vías, la imprescindible convivencia ecuménica para que el planeta sobreviva en medio de una cierta calma se hace imposible. Después de todo, con la crisis financiera y la imparable globalización ya se ha visto lo atomizados, diseminados, inconexos y sin peso que han quedado los nacionalismos decimonónicos en ese mundo que dan en llamar avanzado. Uno tiene la impresión que la diferencia buscada siempre altera, enfrenta y complica la vida cotidiana con más trabas burocráticas y de todo tipo, de las ya existentes. Por ejemplo, tener que hacer un D.N.I. nuevo siempre es un engorro que aborrezco. Y sin embargo, cuando no se ceja en buscar diferencias, denota ello en realidad que no existen tantas. En ocasiones es inevitable, excitante y muy saludable lanzar una mirada crítica e irónica sobre la realidad que nos rodea. Sorprende -por ejemplo- que en una lengua románica, por tanto lineal, el enunciado de las horas se haga en forma idéntica a lenguas circulares, como las germánicas. Así, "la una y tres cuartos" se convierte en "tres cuartos para las dos". Pompeu i Fabra, además de saber francés, debía saber también alemán, incluso en su forma dialectal vienesa. Gran rasgo de distinción. Detalles como éste explican que algunos alumnos catalanes de alemán advirtieran a su profesora (con mucho acierto, faltaría más) que tal o cual palabra o expresión la tomaron los alemanes del catalán. Olé rigor filológico. Pudiera ser, pues el alemán es lengua muy porosa a los préstamos (por ello es una lengua tan viva), aunque también hubiera podido ser a la inversa. Seamos humildes, caramba. No obstante, también podría haber sido que los burócratas del alemán (ya se sabe que los idiomas son cuestión de despachos) contactaran con Pompeu i Fabra para un intercambio lingüístico favorable a los intereses patrios. Haylos de igual modo muy mal intencionados que se preguntan qué coño hacían por Catalunya un tal St. Jordi o un tal St. Esteve. Pues debió suceder que uno y otro estaban tan aburridos en sus tierras de origen, que un día decidieron cruzar media mundo en un caballo alado para dejar su impronta en nuestra amada patria. Quizá oyeron hablar del turismo de cogorza en la atractiva Costa Brava y aquí cayeron para divertirse entre etílicos vapores, de modo tal que las instituciones pertinentes, agradecidas, les dedicaron fiestas que la nación de al lado no celebra. En el caso de St. Jordi es también posible que llegase persiguiendo al dragón que como un poseso seguía el rastro de la sangre con la que Guifré el Pilós dejó impresa en la senyera la página más brillante de la Historia (con mayúsculas) de esta nación. Tenemos por tanto en ellos los precursores del turismo "ponte ciego" y de los vuelos "bajo coste" procedentes de ignotas tierras. Además, si los de la nación de al lado tenían por patrón a un tal Santiago que cruzó el Mediterráneo de Oriente a Occidente y se adentró en el Atlántico camino de Galicia, ellos no podían ser menos y se agarraron a dos. La pena es que no tengan tumba aquí, pues le hubieran podido sacar mucha más rentabilidad al asunto.

      Al gusto provinciano es fácil colarle pura mediocridad a la que unos precios desorbitados disfrazan de ambrosía. Así, los productos típicos de las naciones suelen tener unos costes bajos en materia prima y manufactura; sin embargo sus precios se disparan, destrozan la relación calidad-precio y desbocan la inflación. Pero es igual, los compramos y hacemos patria. Y para muestra un botón: las cocas de St. Joan, por ejemplo. Yo les puedo asegurar que en muchos, en demasiados artículos Barcelona es sensiblemente más cara que Viena y, no obstante, todo el mundo sabe que Viena no tiene menos que ofrecer que Barcelona, más bien parece al contrario. En la mente provinciana tampoco es difícil inculcar el imaginario nacional, siempre con tintes diferenciadores. En este caldo de cultivo surgen individuos potencialmente peligrosos que por olvidar la desgraciada tierra de origen, reniegan de ella y se agarran a los rasgos más radicales de la nueva referencia identitaria del pueblo que los acoge. Podrían denominarse los nacionalistas por despecho. Ahí entrarían los Aitor Manzano, Jon Manteca, Oriol Rodríguez i Cuervo, Laia Zapatero i Trigales, etc. Sus grandes defectos son, por una parte, el haber apostatado de sus orígenes, y por otra la parcialización cateta de la realidad a la que se han integrado como venganza de sus repudiadas raíces. En fin, a la mente del provinciano no es difícil fijarle la idea que su patria es tan brillante, tan brillante, tan brillante...; que hasta algunos ayuntamientos de la misma mantenían encendido el alumbrado público durante el día para hacérnoslo comprender mejor. Y este último, el mal del necio, es un mal común y transnacional, pues afecta a muchos de los nacionales de todas las naciones habidas y por haber. Porque el mundo -queridos míos- va por otros derroteros. Y nada hay más rancio y parco en miras (osea, necio) que perderse en romanticismos hueros y no querer o poder entenderlo. Porque algunos parecen no entender nada. 

      CONSEJOS. Los consejos deben ser como las lentejas, si quieres los tomas, si no los dejas. Mejor si los dejas, como dicen que los niños suelen hacer con las lentejas. Un niño en el proceso de crecimiento ha de tener prohibiciones, pero a medida que va creciendo en edad y razonamiento se le han plantear opciones, elegir y acertar o equivocarse. Créanme, es todo un placer ir creciendo al lado del niño todo el tiempo que se pueda, pero proponiéndole la posibilidad de elección para que -al mismo tiempo- se vaya haciendo responsable de sus propios actos y las consecuencias que traen. Díganle, "mira, ante esta situación yo te aconsejo que optes por tal, pero si optas por cual, allá tú y habrás de asumir las consecuencias. En tus manos está". Casi siempre elegirá la opción correcta. Si no, ya aprenderá del barrigazo. Pero disfruten de este y en este escenario que siempre optimiza el desarrollo intelectual y la maduración integral, con un envidiable nivel de competencias a desplegar en el desarrollo futuro de su propia vida.

      REFORMA LABORAL. Ya me dirán si no es imprescindible e irrenunciable dejar de primar a operarios y operarias indolentes e irresponsables, manteniéndolos en un puesto de trabajo para el que ni sirven ni quieren servir, por más que estén blindados por ésos que han dado en llamar "sindicatos de clase", bien en funciones de liberados o por pertenecer al recurrente comité de empresa. Ya me contarán si cualquiera que invierta en la creación de una empresa no lo haría con mayor decisión al saber que podrá despedir sin demasiados costes a insolventes de ese tipo que no hacen sino encarecer el producto final hasta límites insostenibles, preservándose todos los derechos que por acordados deban preservarse. Tómese un ejemplo por botón. Supongan a un cartero o cartera que día sí y otro también deja la carta del 3º 1ª en el 1º 3ª, o incluso si trae un paquete de cierto peso y no lo entrega en el domicilio pertinente al que ni siquiera ha llamado, por no subir cuatro escalones o por pura desidia o impúdica holgazanería. A la puta calle y que en todo caso los empleen los "sindicatos de clase" en sus asuntos, asumiendo ellos el coste insoportable que supone aguantar trabajadores inanes, que son un pesado lastre para un crecimiento sostenido, tanto como sostenible. Aunque no nos guste, vienen tiempos en los que nos hemos de replantear nuestros esquemas de vida más en base a la razón y no tanto a la pasión. Se van a ir acabando muchas frivolidades. O al menos eso espero. 

      AY ANDALUCÍA, ANDALUCÍA...Si no fuera porque no todos los andaluces son iguales, ni todos unos zánganos, haraganes e indolentes; ni todos unos "lolailos" de razonamiento epidérmico, insustancial y banal; ni todos unos "trincones" subsidiados e improductivos, ni todos unos analfabetos (funcionales o reales)... Si no fuera porque no todos los andaluces cuadran con los estereotipos que se les atribuyen..., cuántas cosas escribiría y no precisamente hermosas. ¿Saben todos los andaluces de dónde les viene el dinero del que viven o sobreviven, y cómo lo gestionan, administran y utilizan sus dirigentes de todo rango y los correspondientes arrimados?. ¿Se extrañan entonces que haya regiones de España que empiezan a estar hartas de tanta solidaridad con destino a un saco podrido y con el fondo roto?. ¿Pueden llegarse a imaginar todos los andaluces cuál sería su nivel de vida si hubieran de vivir de la riqueza que allí se genera?. ¿Son conscientes todos los andaluces que con la dinámica política instaurada en su tierra se está institucionalizando la corrupción más descarada y abyecta?. Y para todo esto no hay otra solución que más Europa y que sea Europa quien aplique el escalpelo a tanta subvención y cambie la filosofía productiva. Porque para tener dinero hay que generarlo y no -sólo- vivir de ayudas. Tan elemental que no debe costar entenderlo, creo. Parafraseando a Borges cuando hablaba de los argentinos, diría que los andaluces no son ni buenos ni malos, son incorregibles. Y si no fuera porque en todas partes hay de todo, propondría la independencia para Andalucía y me convertiría en un militante activo por esa causa. Porque cuando un pueblo sustenta mayoritariamente una filosofía de vida en la que no cuenta el mérito ni la productividad, y que además transita por una realidad económica subsidiada, se convierte en un lastre demasiado pesado; no ya para España, sino también para Europa. ¿Y qué serían ellos sin España y sin Europa?. El colmo de la aberración es que una sustanciosa parte del dinero que reciben lo utilicen en ahormar canutos, pero no para enseñar o aprender a escribir las "o", sino para esnifar cocaína. O en ignominiosas mariscadas de nuevos ricos babosos ("no sirvas a quien sirvió ni pidas a quien pidió", decía mi madre) que ofenden la inteligencia de quien quiera o pueda hacer uso de ella. O en tantas otras futilidades de esta caterva de personajes vomitivos e inmorales, por más que se crean (o les crean) lo contrario. Ay Andalucía, Andalucía, ¿quo vadis?. Y conste que quien suscribe no traduce este latinismo por respeto a un montón de andaluces decentes y formados. Viva el Betis

      ANDROIDE. Leo en un ejemplar de prensa gratuita el titular "Messi agota todos los adjetivos". Pues no, no es cierto. Hasta hoy no he oído ni leído a nadie que le haya colgado el epíteto de "androide". Se trata, por si a alguien le cupiesen todavía dudas, de ese insigne personaje que se gana la vida jugando a la pelota en un equipo español (con perdón). Un monstruo (éste apelativo ya lo había oído, aunque pocas veces estará mejor dicho). Es cierto, juega como los ángeles (si es que algún ángel juega al fútbol), corre como una gacela, marca goles inverosímiles... Y encima no se lesiona nunca. No es que le desee males mayores, pero es que ni un uñero en el dedo gordo de cualquiera de los pies, ni un forúnculo seborreico en la entrepierna junto al huevo, ni una mala gripe casi inocua pero de pronóstico incierto. Nada. Mientras un avatar de esta u otra índole no lo aparte de los terrenos de juego, los rivales ya pueden darse por derrotados de antemano. ¿Y todavía nadie se había preguntado por qué -sí- por qué?. Según informaciones al uso, el muchacho se crió enchufado a las hormonas del asunto (las de crecer) y siguió creciendo en edad y dignidad bajo tutela, control e intervención de un completo y muy bien equipado "laboratorio psico-físico-químico" que ha logrado un prodigio no ya de ingeniería, sino incluso de fina arquitectura genética. Ni Orwell lo habría imaginado mejor. Conste a todos los efectos y ante quien corresponda que escribo esto desde la más absoluta, tiñosa y malsana envidia que un ser humano medio decente puede llegar a sentir. Por tanto, y puesto que no hay forma de apartar a este déspota de la cancha, boludos; propongo a los franceses, siempre tan diligentes y arietes en eso de la lucha antidopaje, que instituyan controles con carácter retroactivo contra esta lacerante práctica en el deporte. De este modo el tal Messi sería sancionado por dopaje infantil retrospectivo y se le prohibiría la práctica del fútbol profesional durante nueve meses de cada uno de los dos años de sanción. Y después ya se vería. No se sabe si el protagonista toma mate, pero por si acaso que los franceses incluyan también el mate entre las sustancias dopantes. Porque o se hace algo parecido, o los rivales ya pueden ir batiéndose en retirada nada más saltar al campo. Y esto es muy duro. Perdoneu, però algú ho havia de dir.

      FEMINISMO. El “femeninismo” es propio de mujeres que no tienen nada contra el otro sexo porque lo tienen todo a favor del suyo, mientras que el “feminismo” es propio de mujeres que se oponen frontalmente al otro sexo porque no tienen nada a favor del propio. 

      POLÍTICA Y POLÍTICOS. Cualquier persona que haga un buen uso de su inteligencia va a creer lo justo en la política y poco o nada en los políticos, a no ser que viva de serlo. 

      29 M, 14 N: VUELVEN LOS INTELECTUALES Y ESCRIBANOS DE LA SILICONA. Sugiero a quienes puedan leerme que participen conmigo en un juego al que podría denominarse “El I+D+i de los sindicatos”. Empecemos por la I-MAYÚSCULA. Imaginen que investigamos sobre el dinero que los sindicatos se llevan del estado, sólo por no estar autofinanciados, y por tanto ser un dinero susceptible de ser utilizado a la ligera, muy a la ligera (un eufemismo obvio). Ese dinero, o gran parte de él podría ser invertido en nuevos sistemas de producción sostenible y también con emprendedores dispuestos a sacar adelante proyectos de esa índole. En este detalle los sindicatos ya nos están encareciendo la producción y zancadilleando la competitividad, también en precios. Añadan liberados/as "a la sopa boba", capitalistas disfrazados de leninistas redentores y un larguísimo etcétera, todo lo cual lleva al producto a un precio imposible. En definitiva, los sindicatos salen muy caros, fomentan el paro desde la dirección acomodada y el excelso “modus vivendi” del tipo "vivo como Dios" (con perdón) y "combato el capitalismo desde dentro". Sigamos con la D-MAYÚSCULA. Desarrollen conmigo una propuesta alternativa útil, eficaz y cuantificable. Puesto que al fin y al cabo lo que están logrando los sindicatos aquí es encarecerlo todo mucho más aún, dañando así nuestra economía productiva por carencias en competitividad; bueno sería mandar a los dirigentes sindicales de rango medio y superior a China y otras economías “emergentes” para que solivianten al personal de allí, y de ese modo que se encarezca todo y podamos competir con ellos, también en precio. Y por último la i-minúscula. Con el objeto de proporcionarles una vivienda digna y otras condiciones de vida con un mínimo de salubridad no hará falta que invirtamos de nuestro bolsillo, ni a través de impuestos o de atracos directos, sino que de la cantidad que el estado ha ahorrado en la financiación de los sindicatos, un 10% de esa pasta irá a subvencionarles la vida (otra vez más), pero en este caso al nivel medio del país sindicalmente colonizado, de tal forma que las camaradas y los camarados compartan una letrina entre veinte posibles usuarios (¡toma igualdad!), y así -claro- hasta lograr el objetivo de equiparar el nivel de vida de aquel país al nuestro, con lo que se conseguiría que nuestros sistemas productivos pudieran volver a competir no sólo en valor (la calidad existe), sino también en precio. Cuando regresen a España, que se jubilen, que bien merecido se lo tendrán. Sin embargo, no nos caerá esa breva y aquí seguirán montando huelgas de cuyo mayor o menor éxito, al menos un sesenta por ciento será mérito de los “intelectuales, poetas y escribanos de la silicona en la cerradura”, también preclaros de la razón de la fuerza y de la intimidación. Que se larguen todos y todas a redimir a China y los otros “emergentes”. Ah, y que los oprimidos del Caribe no falten en su redentor afán.

***********************************************

(Seguirá, o no)

12 junio 2018

(₸) FÉRTILES SURCOS



LA FLOR

Si duerme esa flor
del jardín verde y joven
aquella mano dulce
acaricia su tallo dolido
y los pétalos rosas besan
ese rayo cegador
como los labios buscan
el amoroso roce
del carmín encendido
que tu luz refleja
sobre mi trémulo cuerpo
ardiente de amor.
Cómo duerme esa flor
que desea una caricia
del enamorado jardinero
para besar los labios
sabrosos y tórridos
del ígneo sol.


Abril de 1975. Bcn, Sans


PROSIGUEN EN LA CIUDAD…

Prosiguen en la ciudad
los dulces besos de amor
los tiernos susurros
los volátiles deseos.
Transcurren los días
en el espacio real
donde todo prosigue.
Es la mente, caro mío.
Sobre la explanada
hay varios surcos abiertos
cual brazos de estrella
que esperan las aguas de lluvia
para sumirlas sedientos
como la mente sume y aprende.
 ¿Es mi mente un surco abierto?.
Yo sólo busco la paz.
Prosiguen en la ciudad
los deseos ardientes
los pasos perdidos
el dolor de un amante engañado
pasto de público escarnio.
Transcurren los días
en el espacio real
donde todo es posible.
Y aquel  amante sigue amando.

Febrero de 1975. BCN

(Tuerto en abril. Foto de Serafín Pan Falagán)

JOLIE

Abre el labriego
en su tierra inundada
hacia la acequia
surcos de agua.
Yo soy la acequia
que nunca rebosa
siempre está abierta.

Abril de 1975. Bcn


AMOROSA CANDIDEZ

¿Por qué torturas mi mente
con tus pudorosos rechazos?.
Sé que estás vibrando
bajo el calor y la tormenta
de mi agitado cuerpo.
Sin embargo aún duermes
en el casto regazo de tu madre.
Despierta, gorrioncillo, despierta
estás conmigo a solas
nadie nos mira.
Sólo yo veo tus ojos
tus dulces ojos que estallan
en contenido deseo.
Despierta, gorrioncillo, despierta.
Es hora de revolcarnos desnudos
entre las rosas de nuestro joven paraíso.
Olvida el regazo materno
que ahora soy yo
quien musita en tu oído
dulces palabras.
Deja que mi lengua
recorra tu cuerpo
hasta los rincones más impetuosos.
Entrambos nos lo pedimos
y me lo exige tu mirada.
Y  ahora duérmete ya.
Sí, puedes dormirte entre mis brazos
como si fuesen
el casto regazo de tu madre.
Octubre de 1974. Bcn



DE BLANCO AZUCENA

No musitan mis labios
dulces palabras
porque el carmín de los tuyos
acalla el vivo sol
y cierra sutil
mi boca anhelante.
Y el claro cabello
mueve mis manos amantes
y los ojos tupidos
de intensa luz dominante
traspasan los años
de la joven flor
blanco azucena.
Y el tallo maduro
doblado y vencido
que el cuerpecito
de hermosura infinita
hace temblar
y olvidar las rencillas
de amores truncados
en primaveras oscuras.

Mayo de 1975. Bcn

08 junio 2018

CHINAS EN LOS ZAPATOS -IV- (Florilegio cronológico de la memez)


¡¡Publicación inédita!!

DUODÉCIMA ETAPA

( Desde septiembre de 2015, hasta enero 2016)

      LOS TICS DEL BUENO DE VALE. Según mis solventes y fiables fuentes de información (al menos tanto como las que en su momento colgaron de inmediato un "post" -o como leches le llamen- atribuyendo la muerte del león Cecil a un español muy malo, muy malo), Valentino Rossi va a presentar el certificado de un médico neurólogo, donde se deja constancia que el angelico de Vale padece un tic incontrolable en ambas rodillas, las cuales por una adaptativa y natural mutación genética han desarrollado un sensor que se dispara involuntariamente cuando advierte la presencia de un rival, le aparezca éste por donde le aparezca, quedando pues eximido de cualquier responsabilidad, tanto volitiva como cognitiva, en cuanto ello le suceda. Por si acaso, que hay gente muy malvada sospechando de este gran querubín -más que deportista- del motociclismo. Asunto cerrado. 

      SOBRE EL ORIGEN DE LOS "DUELOS Y QUEBRANTOS", TÓXICA GASTRONOMÍA -SIN DUDA- A LOS SAGACES OJOS DE LA OMS. En un ejercicio irresponsable y desvergonzado de mi libertad de pensamiento, he decidido entrar a rebufo de la moda recientemente instaurada por mi paisano A. Trapiello de interpretar el lenguaje cervantino presente en la celebérrima y ecuménica novela caballeresca de Don Quijote de La Mancha. En mi engreída e insensata osadía he tratado de argumentar sobre el posible origen de un contundente plato tan quijotesco como lo es el de los "duelos y quebrantos", el cual en dos ocasiones me decidí a comer, primero en el Parador de Sigüenza, donde al trasluz de las troneras mi esposa bien pudiera haber pasado por Doña Dulcinea -un decir- y, por segunda y última vez, en el Parador de Almagro. Influido y condicionado por mi deformación profesional de psicólogo forense, barrunto que en el origen de tan rotundo manjar bien pudiese estar una tesitura tal como la que a continuación detallo. Pudo acontecer que en un ignoto pueblo de La Mancha, de cuyo nombre mejor será no acordarse, tras padecer Alonso Quijano y su escudero Sancho una jornada aciaga en vejaciones e improperios, lluvia de gargajos, de hortalizas caducadas y otros escarnios, en este caso incruentos y sin repercusión sobre la hambruna; un compasivo posadero buscando mitigar el peso de su mala conciencia los hubiese invitado y premiado con unas vituallas compuestas de panceta y huevos fritos, de las que sólo su olor resucitaría al más agonizante de los caballeros, fuesen éstos andantes o sedentarios, y a sus respectivos escuderos, despertándose en ellos con tan tajante fritanga la lírica del vientre medio (que para despertarse la del vientre bajo aún andaban faltos de sustento), exclamando entonces Alonso Quijano:

-Alégrate conmigo, Sancho amigo -debió decirle Don Quijote a su escudero- toma plaza y demos cuenta de estas exquisitas y copiosas viandas con las que aliviar nuestros duelos y quebrantos y, aunque nos destripen el buche, que al menos nos colmen el cuerpo en su vacío, nos embriaguen las tripas y nos tonifiquen el alma. Que en este mundo sin estas vulgares glorias tornaríase nuestro espíritu gañán y bruto.

Después, presos ya de una insoportable gazuza, se abalanzaron como lobos hambrientos sobre los alimentos con generosidad donados por el piadoso mesonero, cumpliendo los famélicos huéspedes con el ritual, de modo tal que, por la voracidad dibujada en sus rostros y consumada en sus ademanes, podría parecer como si de un sueño imposible se tratase. Así debió darse nombre a tan golosa comida.

Desde luego esta interpretación carece de todo rigor, pero me gusta y por eso la escribo. Para buscar el rigor háganlo tirando de Wikipedia. Y ahora que venga la OMS a pontificarnos sobre los nocivos efectos de este venenoso sustento, con argumentos científicos de rango percentual (de la verdad, sólo una parte), dejando de lado posibles variables extrañas que puedan contaminar el resultado final, por si acaso arruinan la conveniencia. A ello y que lo hagan en una investigación de campo, esto es poniéndose al análisis -por ejemplo- en Puerto Lápice, frente a un plato con tan ponzoñoso contenido. Tal vez les ayude a lograr en su salud una calidad "extremadamente buena", tal como hace escasos meses este mismo organismo calificó (en expresión por cierto nada científica) la de los españoles. ¿Habrá tenido algo que ver la dieta o la racionalidad o ambas cosas al tiempo?. 

      ¿IGUALDAD O EQUIDAD (O ECUANIMIDAD)?. Resulta insólito comprobar el infausto nivel de estupidez al que está llegando la condición humana. Preocupa sobre todo la cantidad de bobos solemnes que pueblan los diferentes poderes del estado (no quiero ni imaginar cómo andarán las facultades superiores del llamado "pueblo llano", del que formo parte), en particular los tres más relevantes; esto es, el legislativo, el ejecutivo y el judicial. Si se hace referencia a este último, cierto es que entre sus constituyentes no todos son tontos, claro está, pues los hay que se apuntan al carro del huero vanguardismo y a embellecer estadísticas, a fin de alcanzar mayores cotas de mando en su particular parcela. Entre ellos se encuentra a listillos (más que lúcidos), por lo que se advierte pocos y apenas representativos del gremio, junto a otro grupo más numeroso de tontos jactanciosos que añaden a su fatuidad tener un estómago hecho a prueba de reactor nuclear averiado. Así que tampoco se les debe suponer a jueces y fiscales, por serlo, niveles de lucidez y/o brillantez intelectual, sino -como mucho- memorión, que es un factor menor en la determinación del C.I.. Eso sin entrar a contar con los dedos de una o como mucho dos manos, cuántos pasarían con un mínimo equilibrio personal un psicotécnico. Estúpidas igualdades que estos estúpidos de solemnidad nos proponen y fomentan. Viene ello a colación por el disparatado asunto de dar la compartida a recién nacidos, así sea que estén en periodo de lactancia (con su madre, que en los tiempos que corren conviene no obviar ni lo redundante). La igualdad pura y dura, estricta, sin concesiones a la singularidad. Si el personal necesita un estimulante, démosles café a todos para que nadie se queje de discriminación, con independencia que a algunos les apetezca más o les siente mejor el té.

Escribo esto y me doy miedo porque, en un gesto sin precedentes a favor de la igualdad en el mundo civilizado, algún orate pudiera tomar mis palabras al pie de la letra. Aunque ya puestos, aportaré mi granito de arena creativo. Para hacer boca (pocas veces mejor dicho), propongo que los hombres, cuando les concedan la compartida de sus aún lactantes hijos y para que éstos no pierdan el hábito y los ritmos mamarios, se depilen a lo metrosexual y den el pecho a sus retoños. Entre tanto, foméntese el I+D+i en investigaciones encaminadas a dotar a los humanos machos de prótesis mamarias al modo femenino que, tras la pertinente depilación, sean colocadas y dispuestas para la lactancia coyuntural y sustitutiva. A ellas pertrécheselas de un colgajo en la entrepierna por si, en pro de la misma igualdad, decidieran darle uso en cualquier otro aspecto de la mamología. Animo a los empresarios catalanes, audaces e intrépidos como los de antes (ya apenas quedan, algunos por gastar las energías tratando de salvar los muebles y otros por estar adaptándose a la estética estelada), a que inicien el proceso de fabricación de tales componentes, buscando preservar a la sombra del poder establecido la patente y exclusividad de sus productos, de modo que sólo los suyos sean los homologados por el gobierno de turno y su Ministerio de Sanidad. Yo ya les sugiero un lema publicitario: "Pitos y pitas, tetos y tetas, Ramón y Ramona, los delicios y las delicias del mamón y la mamona". Sobre la igualdad diamétrica de las bocas ya se legislará más adelante, que no todo se puede hacer al mismo tiempo, caramba. Tampoco se ceje en estudios y experimentos que subvencione alguna autoridad competente (????), tan tronada e imbécil como iluminada y visionaria (a día de hoy en Cádiz encontrarán una capaz de ello y de más), hasta conseguir que el hombre conciba y pueda parir, y que la naturaleza dote a la mujer de la capacidad para inseminar con su clítoris, tras haber alcanzado éste en tamaño un grado de desarrollo equiparable al de cualquier verga o vergajo que se precie. Y mientras genéticamente no hayamos mutado lo suficiente hasta poder adaptar nuestro sexo a las modernas e innovadoras exigencias que se nos presentan (toda mutación genética lleva su tiempo), mientras tanto -digo- se habrá de seguir tirando de estos rudimentarios artilugios antes pergeñados. Y ahora díganme Vds.: ¿habrase visto antes mayor igualdad igualitaria y porvenir más lustroso?.



      ELECCIONES 27-S: MAS (sin acento) DE LO MISMO. Pero menos. Hubo tormenta, pero a pesar de zozobrar el barco no se produjo el naufragio, así que las ratas no habrán de abandonarlo y podrán seguir muñendo en sus inundadas bodegas las secretas y audaces estrategias. Eso sí, ahora para sellar las ostensibles vías de agua abiertas durante la tempestad tendrán que contar con la inestimable ayuda de las piojosas ratas de cloaca, tan prolíficas ellas como tienen por costumbre, por cuanto entre sus apremiantes e ineludibles prioridades está la del sexo libre (senda común para acceder al cenáculo de esta subespecie de roedores), por encima de leyes que rigen la convivencia en la superficie fuera de las alcantarillas, e incluso por encima de sesudas decisiones tomadas en sus rituales asamblearios investidos de consustancial y penetrante democracia. Y ojo, que aunque algunas de éstas digan usar los baños para su higiene íntima y huelan a Loewe, no se fíen que muerden e inoculan la septicemia. Esto es lo que hay. Más de lo mismo, pero cada vez menos y además acompañados de indeseables (e indeseablas) compañeros (y compañeras) de viaje. Estamos expectantes ante el esperpento (uno más) que se avecina.

      INSUMISIÓN. Un importante planteamiento, para que algunos hagan boca. ¿Saben los catalanes excluyentes que ante leyes que no provengan del estado o de la U.E. los otros catalanes podemos declararnos insumisos y en rebeldía?. Pues juguemos a eso y a ver quién gana. Desde luego espero que no llegue el momento, pero yo pagar mis impuestos a chorizos que corrigen y mejoran con creces a otros ya conocidos no lo haré, que les quede claro. Les faltarán policías para detenernos y cárceles donde recluirnos. Ah, y el F.C.B. a jugar su propia Liga. Vayámonos pues preparando. 

      EL CATALANIZADOR DE APELLIDOS (EL CATALANITZADOR DE COGNOMS): Pasé el mío por la máquina nacionalizadora y quedó molón, tal que Miquelet i Castrilló, pero el actual capo de la mesnada, un tal Sánchez, elemento abortado a la sombra de la mesnadera jefa, quedó por Sanxet y esto no mola ni así. Lo único que pudieron hacer para armonizar un tanto la cacofonía (que viene de caca) fue poner la "i" en medio, pero como se ve apenas arregló nada.

      SOBRE LA SECESIÓN DEL TAIFATO N.E.CAT. Me corroe y abruma una duda que desde ayer (22/09/15) ha tomado cuerpo y fuerza mayor dentro de mí, todo ello debido al bloqueo (ante tan inauditas argumentaciones cualquiera no se bloquea) sufrido por un importante político de la nación opresora. Vamos a ver si yo lo entiendo. SE INDEPENDIZARÁN, SÍ, PERO NO LOS PODRÁN EXPULSAR DE LA U.E. PORQUE SEGUIRÁN SIENDO CIUDADANOS ESPAÑOLES. Así, como lo leéis. Pero bueno, en qué quedamos: ¿se independizarán o no?. ¿O lo harán sólo por cachitos y a ratitos?. ¿O tal vez fines de semana alternos, de viernes a lunes con pernoctas incluidas, momento que aprovecharán para plantar sus alegatos jurídicos por los que no puedan ser expulsados de la U.E.?. Me pasará por cortito, eso fijo, pero no me cuadra. ¿No será ésta una infame mentira (otra más, además de verdades a medias y a cuartos para dar y regalar) con la que alimentar a esa caterva de débiles mentales (numerosos sí, pero no representativos de Catalunya, quede claro), mil veces peores que quien esto escribe y que nutren de claca y caca a la principal candidatura secesionista?. Y ahora los oficiantes del rebaño utilizan este razonamiento para inocularles la falacia que no sólo no les expulsarán de la U.E., sino que al día siguiente saldrá media Europa a ponerles la alfombra cuatribarrada (o del color que elijan), mientras los reciben en olor de multitudes, sudorosas -en efecto- por el esfuerzo realizado, pero en olor de multitudes. No les quepa duda, así será. Por la misma regla de tres (o de cuatro, qué más da la regla que sea, pues se las pasarán todas por el forro) el Barcelona y el Espanyol no podrán ser excluidos de la Liga española porque son equipos españoles (o espanyols). Dios mío, vaya nivel intelectivo y sobre todo moral (o mejor, inmoral) del que hacen gala. Santa Bárbara bendita, la que nos puede caer encima con especímenes de esta calaña, auténticos carroñeros apestosos que se aprovechan de imbéciles integralmente sectarios, sin ningún género de dudas mucho, muchísimo más destacados en su estulticia que quien suscribe. Detesto el proselitismo político y religioso en las redes, pero quienes se vean asaltados por dudas semejantes a las que expreso en este post (¿se escribe así?) deberían compartirlo.


¡¡Publicación inédita!!

UNDÉCIMA ETAPA

( Desde julio de 2015, hasta septiembre de 2015)

      EL DÍA DEL ORGULLO ZOÓFILO. Les contaré cómo una persona como yo se hizo a la zoofilia. Sucedió una tarde de verano de sexo en grupo y consentido, entre una gallina y unos cuantos excursionistas a todas luces aberrados. Quizá ya les haya pergeñado en otros escritos la historia concerniente, pues uno debe justificar sus tan desviadas conductas, de ahí mi inclinación obsesiva por buscar excusas e implorar una comprensión que alivie en algo el peso de la culpabilidad. 
      Anduvimos de excursión por los Montes de León y La Cabrera leonesa y, en la sobremesa del último de los cuatro días, aconteció lo inaudito. Ese día comimos y después sesteamos a la concupiscente sombra de las piedras de una inmensa iglesia en un pueblo de La Cabrera Baja (Iruela), mezclados con unas gallinas que revoloteaban alrededor de dos pequeñas parvas de una era en trance de cerrarse. En medio del sesteo y entre adormiladas conversaciones una gallina con las plumas enhiestas y un trote en forma de rústico bamboleo a diestra y siniestra pasó corriendo a escasos metros frente a todos nosotros.

-¿Visteis la gallina?- exclamó con un sospechoso aire de experto uno de los nuestros.

-Sí- respondimos unos cuantos al unísono. -Y tenía un correr muy raro, ¿no crees?.

-Esa gallina está cachonda- continuó el primero dejándonos atónitos al resto. 


El murmullo general de desaprobación no arredró para nada al de tan insólita y extravagante afirmación.


-No me creéis, ¿verdad?. Pues vais a ver cómo vuelve a pasar por aquí haciendo lo mismo. Y os diré más: le pondré la mano encima, se parará y consentirá que le introduzca el dedo como si fuese la verga tiesa de su gallo.

      El regodeo entre los allí congregados andaba ya cercano al paroxismo. Mas cual no fue nuestra sorpresa que en nada la gallina volvió y ocurrió al dedillo cuanto nuestro perverso amigo había vaticinado. Acudió con su trote patán la pita (algún homófobo gracioso cambiaría la "i" por una "u"), sus plumas enhiestas y al sentir la mano del partenaire se detuvo en seco, consintió en la penetración digital y, tras unos cuantos contorneos, salió correteando con carrerilla ya normal, las plumas vueltas al estado habitual y trazas de haber acabado más satisfecha que un ocho tumbado. 
El orgasmo común, en uno por su protagonismo directo y en el resto por incrédulos "voyeurs", acabó por ser determinante en nuestro proceso de enmienda y maduración sexual. Desde entonces, algunos de los que vivimos aquella sensual experiencia devinimos poco a poco en zoófilos, siempre respetando los derechos y con el consentimiento expreso de las aves correspondientes. Así que ha llegado a convertirse en nuestra forma de expresión y vivencia sexual, la cual queremos hacer patente creando "el día del orgullo zoófilo", institucionalizando una parada reivindicativa disfrazados de pollos, gallos y gallinas u otras especies que tengan a bien añadirse al grupo de los animales que no desdeñen el contacto íntimo con humanos, la cual nos abra al mundo del que acabar ganando su comprensión y respeto como colectivo bichosexual y no -qué horror- como practicantes del bestialismo. Todavía no nos atrevemos, pero habrá de llegar el día en el que reclamemos el derecho a formar "parejas de hecho" con todas las garantías legales, aparte de otros de los que ya disfrutan los hétero, los homo, los trans, los bi, los tri, los tetra, los pentasexuales, además de nosotros mismos que nos denominaremos "otrosexuales" (una especie de "héteros", pero con bichos); en espera que nuevas formas de expresión sexual nos desplacen y los "otrosexuales" pasemos a engrosar una nueva comunidad, a la que podríamos renombrar con el apelativo de "bichosexuales". Después de todo, respetamos las normas básicas de convivencia así como el derecho a decidir lo que hacer con el propio cuerpo del que también han de disfrutar los animales, no dañando a nadie y por tal no siendo un peligro para la sociedad. Así que montaremos una gran y ecuménica parada de la que se va enterar el mundo entero, por su deslumbrante colorido y por nuestro tan fragoroso como gozoso cacareo.

      LAS MALVADAS POLÍTICAS MIGRATORIAS EUROPEAS. Cuando llegué hoy a la playa vi en ella un simulacro de cementerio sembrado con cruces clavadas en la arena hechas de cañas, al lado de las cuales aparecían carteles ilustrados con fotografías e inscripciones con el nombre de ciudadanos, al parecer magrebíes y subsaharianos en su mayoría, y un texto más extenso que a buen seguro daba cuenta de sus desgraciadas biografías. En un punto perimétrico del alegórico camposanto una enorme y visible pancarta mostraba la siguiente leyenda: "La política migratoria europea mata". De inmediato me asaltó una repulsiva e inmoral pregunta. ¿Y cuánto matan los diferentes "efecto llamada"?. Entre otros -claro está- el alentado por el mesianismo redentor de unos cuantos iluminados con ínfulas de salvadores del mundo, cuyo misticismo teresiano solapa una sublimación compensatoria de -a saber qué- "espirituales" furores latentes en sus respectivas moradas interiores. Abran ahora un centro de acogida en el campamento irregular del Paso de Calais y en pocas semanas se multiplicarán los muertos en mares y carreteras que conduzcan al paraíso, o en las mismas puertas de acceso al mismo e incluso en camiones que consiguieron franquearlas, donde algún afortunado -o no- logró colarse y ahora viaja ya camino del reino de los cielos (tómese esta expresión como literal o figurada, que de todo ello habrá). Incómoda duda la mía, ¿verdad?. Pues parecerá de una flagrante insensibilidad y -por supuesto- de una muy fea incorrección política, pero al menos debiera servir para reflexionar sobre la congruencia y eficacia de determinadas actitudes en apariencia solidarias y hasta misericordiosas, pero inanes, si no contraproducentes.  



(Quien suscribe en el S.M.)

      ¿POR QUÉ SE PERDIÓ LA GUERRA CIVIL? (LA NUESTRA). Dios mediante (con perdón), algún día os regalaré mis memorias, sí os las regalaré, donde tendrán protagonismo importante esa panda de cafres, descerebrados y facinerosos; cuyos herederos reales o figurados emergen hoy con furibunda y peligrosa fuerza. ¿Pero no les veis echar espumarajos por la boca?. Y lo haré con noticias de primera mano, pues tuve el privilegio de ser amigo (pero amigo, amigo) de un republicano que luchó en el frente de Aragón, en la columna Durruti (de B.D.D). Se trataba de Antonio Gómez, cordobés inteligente además de ilustrado, quien hablaba un catalán maravilloso que ya quisiera para sí el mismísimo Pompeu i Fabra (y su mesnada de entonces y la de ahora), con quien resultaba un inmenso placer conversar en esta lengua. Con rango o empleo de Capitán del Ejército Republicano sobrevivió a esa caterva de iluminados de auténtico milagro. Por cierto, la fotografía que ilustra este corto y en la que aparezco uniformado de soldado, pues por entonces cumplía la "mili" a la sazón obligatoria, la tomó Antonio Gómez en la Plaza Villa de Madrid, de Barcelona. Pretendíamos crear una sutil y -para los tiempos que corrían- peligrosa alegoría contra el servicio militar, de modo que me colocó con la cabeza frente a una lápida con la inscripción "perros no", ocultamos con parte de mi cuerpo lo de "perros" y el resultado final es mi busto militarizado con un "no" rotundo y bien visible. Más de una vez en mis tiempos de estudiante este sabio y excepcional ser humano me alivió el hambre con trabajos de lo más variopinto, los cuales realizábamos a horas intempestivas junto a otros amigos y tertulianos  como "El Chicharrilla", zamorano limpiabotas de las Ramblas; o Eduardo, maitre en paro; Ricardo, pijo venido a menos con piso en Balmes-Padua, sin luz ni agua por impagos; Francesc, dramaturgo talentoso y fracasado, como suele suceder. Cualquier día en Discos Castelló del Carrer Tallers, antes Bar Sant Carlo, aparecerá por sus paredes el fantasma de Mao a quien tanto machacamos en ese local con nuestras abermejadas discusiones en torno a su libro rojo. Pues bien, ¿sabéis a quién llamaban "revisionista" y "traidor" estos sandios combatientes del Frente Popular?. A quienes como B.D.D. planteaban ganar primero la guerra y después hablar de otros asuntos. Aparte, claro está, de la guerra al modelo Gila¿Está el enemigo?. Esperad un momentito que vamos a decidir en asamblea, tras la siesta, si atacamos o lo dejamos para más tarde, que ahora tenemos orgía. Más o menos. La guerra civil se perdió por la falta de perspectiva en las mentes leñosas de estos lumbreras, de quienes hogaño tenemos cumplido retrato -ciertamente inquietante- en los secuaces de indigestos y epidérmicos populismos, que vienen con lo peor de la siniestra histórica y su pertinaz memoria revanchista y vengativa. Y añado que quien se atreva a juzgarme y calificarme en determinada dirección ("revisionista", "traidor" y otras lindezas) es que no tiene ni pajolera idea de con quién está tratando. Ahí lo dejo para el regalo de mis memorias.


      DEMOCRACIA PURA. Si existen ámbitos donde se dé la democracia pura, éstos se encuentran en las redes sociales y otros foros cibernéticos en los que pueden opinar (y además osan hacerlo) seres unicelulares, incluidas unas cuantas "amebas del paraninfo", a quienes les chirrían por oxidados y desgastados de tan repetitivos los escasos goznes de su sencillo mecanismo estructural. Pero que nadie se me soliviante, porque a quien suscribe le entra en funcionamiento la única neurona que tiene de repuesto sólo en momentos muy contados.

      LA EUROPA MENOS RICA. Si algo define con precisión "pie de rey" a los países menos favorecidos de la UE (y utilizo el eufemismo "menos favorecidos" por no ser frívolo, pues hay regiones del planeta que sí están mal de verdad) es el verso de una copla española que dice...:"ni contigo ni sin ti tienen mis males remedio; contigo porque tú me matas, sin ti porque yo me muero"... Exacto. Dentro los asfixian, fuera se ahogan solos. Así es la puta realidad. Ahora elijan entre ambos males. ¿Con cuál se quedan?. La respuesta a esta pregunta ayudaría mucho a la comprensión de nuestro mundo más inmediato y por extensión del resto. Así que más Europa en cuerpo y alma, en banca tanto como en valores, no bursátiles sino morales en este caso y acompañados de leyes que los protejan. Todo eso es cuanto hay que cambiar. Porque, como en Chipre antes y ahora Grecia, unos y otros optarán por seguir dentro, por más que ciertos populismos disfracen de fiesta de la dignidad democrática u otras monsergas una falsa, infundada y manipuladora oposición al proyecto europeo. Pues nada, que se echen en brazos de Turquía, amigos para siempre tranlará, o de Rusia que venderá sin problemas a quien no pague. Es decir, no, pero sí y a seguir dentro, aunque dando las gracias por las "quitas" (hasta la malvada Merkel junto con su mastín nazi Schäuble ya contemplaban alguna en el 2010), pero también pasando por el aro de reestructurar a fondo el estado (subir impuestos, reformar las pensiones, regenerar un espectral tejido productivo, etc.), con objeto de hacer caja a corto, medio y largo plazo, de modo que no siga siendo mamá "Europa la subvencionadora" quien continúe haciéndose cargo de las facturas cada fin de mes. Dentro de la racionalidad, no tienen otras opciones. Y que Andalucía dé gracias al cielo (con perdón) de formar parte de un estado fuerte, porque si no estaría en las mismas que esos países fronterizos con el sur y con oriente. Qué miedo.

(Ojos de lince)

DÉCIMA ETAPA
( De enero de 2015, hasta julio de 2015)



      ADIVINANZA SOBRE UN PERSONAJE EN BOGA. Con nombre de legendario ballestero y una manzana cual diana, tiene por apellido propio el sustantivo común de uno de los componentes de los frenos clásicos; su fisonomía presenta un aplastamiento frontal como si hubiese venido al mundo por vía "anómala", de tal guisa que en el momento del parto el coxis bien pudiera haberle provocado un traumatismo craneoencefálico y, tras entrar en política acompañado de sus delicadas chanzas con las que se armó gran zapatiesta, alcanzó egregio empleo de munícipe en una importante capital del sur de Europa. ¿De quién se trata?.
Una vez adivinado ni me lo nombren, ni en siglas me lo insinúen que con sólo ver sus iniciales se me llagan las retinas y se me alborota el alma. Que la selección natural se encargue de procurarle un buen retiro en el reino de los anónimos, con pensión digna -por supuesto-, pero desaparecido. 

Pista suplementaria: Son tales las semejanzas entre este personaje y el polémico mural del Ecce Homo restaurado y expuesto en el Santuario de la Misericordia de Borja, que esta imagen podría servirle sin duda como fotografía en cualquiera de sus documentos de identidad oficiales.

      LO MÁS HERMOSO DE LA DEMOCRACIA. Decía al parecer Abraham Lincoln que “todos los hombres nacen iguales, pero es la única vez que lo son”. Algo parecido ocurre con la democracia que nos iguala a todos a la hora de depositar nuestro voto, porque todos y cada uno de ellos valen por igual y esto -por supuesto- constituye un bien impagable. Pero que nadie se lleve a engaño, porque por fortuna es el único momento que somos iguales, paráfrasis esta que queda patente cuando se observa a esa sarta de babosos con "foceras"(*) de espumarajos blancos en sus fauces (si no han trucado las imágenes, claro está), agrediendo a rivales políticos que o han perdido o no han ganado tanto o hasta por haber ganado, da igual. ¿No es maravilloso entonces haber dejado de ser iguales?. Pura cuestión de salubridad mental.
(*) Rasgo dialectal del leonés equivalente al término castellano de 
"boceras".

GRANIZADO DE SANGRE.

Españolito que vienes

al mundo te guarde Dios(*)

una de las dos Españas

ha de helarte el corazón. 


Esto escribía Antonio Machado. Hay no obstante una alta probabilidad que Don Antonio anduviese confundido sobre cuál de las partes te convertiría la sangre en granizado. Sin duda, de levantar cabeza y ver las figuras emergentes y sus respectivos contextos de uno de esos bandos, volvería por voluntad propia y también aterrorizado a su hoyo con vistas al mar en Colliure, donde quien suscribe lo ha visitado. ¿Pero todavía queda alguien que no sepa por qué se perdió la Guerra Civil?.
(*) Por seguir los sabios y hondos principios de la corrección política de los investidos de superioridad moral se debería haber escrito en minúscula y añadido entre paréntesis la coletilla de "con perdón". Si acaso.

      NEOLOGISMOS... NUEVOS (LA QUE ME VA A CAER POR TAN ABSURDA REDUNDANCIA).
 Hay un partido de reciente irrupción en la escena política de aquí, sobre el que andan algunos foreros con vocación sociológica queriéndole colgar unos "sambenitos" en forma de neologismos como "neofalangista" o "neofacha", que después no encuentran el modo de explicártelo como es debido. Pues nada, en un ejercicio autodidáctico intentaré hacerlo por mí mismo. Creo que soy un poco "neofalangista" porque bastantes veces me he visto "cara al sol con la camisa nueva", aunque sin bordado en "rojoayer", por tanto lo seré un tanto desnaturalizado, digo yo. Tampoco estreno últimamente muchas camisas que además compro en tiendas muy ordinarias y de rebajas. Y a decir verdad, para templar aún más mi autopercepción de "neofalangista", también me he plantado en ocasiones "culo al sol con los calzones viejos", todo lo cual sosiega en mucho mi espíritu, por cuanto poses de esta guisa resultan incompatibles con canciones henchidas de fervor patrio. Falta lo de "neofacha". Esto puede que lo sea un tal Rivera, presidente o capo de ese nuevo y faccioso partido, porque los patronímicos no engañan y seguro que mantiene algún parentesco cercano con José Antonio Primo de Rivera y hasta con el General de idénticos apellidos. Y, como se sabe, de tal palo tal gaita. Pero yo escarbo y no encuentro apellido alguno que me delate. Bueno, danza por ahí un Miranda que mira tú por dónde no deviniera yo emparentado con Torcuato Fernández Miranda, durante un tiempo mano derecha (¡¡¡uaggg!!!) del General Franco, con el que tanto simpaticé o tal vez no y contrasimpaticé. Qué más da, ustedes eligen. Tras estas reflexiones dormiré mucho más tranquilo porque, en relación a tan urticantes epítetos, algo me noto pero poquito. Lo he argumentado, ¿no?.

      DIDÁCTICA SOBRE LA TESITURA DE UNA INDEPENDENCIA IMPOSIBLE. (PARA DESGRACIA DE QUIEN SUSCRIBE, TODO SEA DICHO).
 Si hay un rasgo de identidad inquebrantable en el taifato N.E.cat,  éste no es la lengua; transversal ella, diversa y con un buen número de hablantes nada afines a los postulados de nación que se extienden por el norte. Porque, por ejemplo, de estos hablantes los hay en algunas partes que apenas saben hablar el castellano, pero son radicales adeptos futboleros del equipo capitalino y más españoles que el olé, además de vivir en pueblos y ciudades donde abundan los maestros del pasodoble. No, el rasgo de identidad inquebrantable es el hondo sentimiento identitario de asuntos varios (incluidos -por supuesto- los decimonónicos valores patrios) que un club del taifato suscita en una importante masa social. Resulta curioso, no obstante, que la identidad de este ente deportivo (o lo que sea) se ha ido haciendo a la contra y por oposición al otro gran equipo de la capital oficial, al parecer también guardián de esencias en este caso opresoras, y que alcanza el paroxismo cuando, gane o pierda (como el chiste del que le gustaba jugar al póquer y perder, para el que ganar ya sería la apoteosis), se enfrentan el uno contra el otro en gloriosa lid. Sin este rival como inequívoca y en la práctica única referencia, la identidad del equipo taifateño se desinflaría como un globo pinchado. ¿Cuántos incondicionales prosélitos de esta facción estarían dispuestos a prescindir de un partido al que de modo grandilocuente se le denomina "el clásico de los clásicos"?Podría llegar a darse el caso (y así debiera ser) de segregar de las competiciones oficiales de la nación opresora a todos los equipos y en todos los deportes de este ámbito político y geográfico. No será difícil imaginar entonces que la máxima rivalidad alcanzaría a lo sumo el nivel de un Celtic de Glasgow (católicos) contra el Glasgow Rangers (anglicanos o protestantes, no sé con exactitud). Acabarían por presentarse derbis (que dicen) en el que muy bien pudieran participar el Girona y hasta el Mollerusa. Inefable. O en la tesis de unirse a la liga francesa, harto improbable, un FCB contra el PSG. Glamuroso. En estos supuestos, si por una parte se extiende entre la gente corriente la idea de la segregación total de estas asociaciones deportivas y, por otra, los partidos políticos la incluyen con claridad y contundencia en sus programas electorales porque les reporta rédito en votos, es aquí cuando les entrará la flojera al ver que no sólo recogerán las maduras, sino las más duras (pilla por la orilla y a jugar en tu liguilla); por más que ellos, claro está, quieran seguir en misa y al mismo tiempo repicando (¡cuántas veces lo habré expresado ya!). En términos coloquiales, eso significaría tenerlos bien asidos de entrepierna y -por tal- seguirían oprimidos, faltaría más, pero por su voluntad. Y si, entre otros muchos beneficios, se quiere acabar con la irreverencia hacia los símbolos de la nación opresora (cómo reaccionarían si lo hiciesen con los suyos), nada mejor que darles puerta. En esta tesitura se habrá derrumbado cualquier atisbo posible de independencia, para mi desgracia que sueño con no volver a oír ni leer lo del "clásico de los clásicos", lo cual mucho me temo no vaya a suceder. Y, la verdad, se les habría de aplicar ese escarmiento, aun lamentándolo profundamente por un segmento importante de habitantes de esa parte de la península ibérica. Que se larguen de una vez y con todas las consecuencias. Así de profundo y sesudo es todo este embrollo. De un nivel intelectual que abruma. Ya digo.     

      MAMARRACHADA. Leo en el muro de FACE la siguiente mamarrachada: "CUIDADO! En el 2009, C's de Albert Rivera se presentó con el partido ultra y xenófobo Libertas. "QUE NO OS ENGAÑEN, CIUDADANOS ES DE ULTRADERECHA"(Por cierto, tengo una duda de ignorante: ¿silbar himnos no es xenofobia?. Seguramente no, claro).
Pues nada,  los "pogresistas" que voten a Piqué (Josep), porque en su tiempo fue rojeras al formar parte del PSUC (gran partido sí señor, y es que no hay nada mejor que lo antiguo). Y de paso, no votéis a Rivera porque está emparentado con el General Primo de Rivera  y con J. A. Primo de Rivera. Además, es tal su desfachatez que ni siquiera le ha dado por cambiar la "v" del apellido por una "b". Hombre, haz algo para disimular.

      TERTULIANOS CON LA MONEDA DEL AZAR TRUCADA. Si una moneda con sendas cruces en el anverso y reverso se lanza al aire nunca podrá caer de cara. Jo, qué nivel, pensarán algunos y con razón. Pues bien, algo parecido sucede con la mayoría de tertulianos de una televisión nacional del taifato N.E.cat, cuando en dual antitético pontifican sobre un partido también nacional de derechas y rancio de la nación que los ahoga, oprime y sangra. Por una parte afirman que si tal partido deviniera en residual en esta su patria no sería por otra razón que la tozuda y necia incomprensión hacia su singular y secular identidad (la que estos tertulianos entienden por identidad representativa, claro). Por el contrario, si ganara un buen puñado de votos, entonces habrán aprovechado cual buitres el rédito político y electoral de tal incomprensión. Rediez, así acierta cualquiera, sesudos sacamuelas.

      PAYASOS. Los payasos son esos entrañables seres melancólicos que con la semilla de sus historias tristes hacen germinar tiernos brotes de alegría. Tómese la anterior reseña, no por una china que nos atormenta al caminar, sino por una dulce perla de suaves formas que se nos ha colado en el zapato.

      MATÓMELO UN BALLESTERO, DÉLE DIOS MAL GALARDÓN... Mas, quiá. Tendrá premio. Como sólo tiene trece años puede matar hasta los dieciocho sin grandes contratiempos. Además está haciendo un gran favor a los que están en bolsa de trabajo esperando entrar a trabajar en la enseñanza, oficio para nada peligroso, salvo insignificantes incidentes, que ni siquiera accidentes. Pobre chico. 

      PRESUNCIONES. Para nuestra desgracia, vivimos en una sociedad y, en concreto, en un país (incluidas las nacioncitas que lo componen) donde, en relación a la pátina de honradez de sus políticos, acertaríamos muchísimo más, infinitamente más si aplicásemos la presunción de culpabilidad que no la presunción de inocencia. Es nuestro pesado sino.

      ¿VANDALUCÍA O BANDALUCÍA?. Permítaseme tirar de estereotipo, porque aunque el estereotipo sea una verdad a medias, pues me quedo con la mitad -o más- verdadera. Los vándalos (oh casualidad, vaya dónde fueron a caer unos tipos tan bárbaros con semejante nombre) era un pueblo germano que en el siglo I a. M. (*) colonizó buena parte de Andalucía, por eso no sería extraño denominar como Vandalucía a esa región del suroeste de Europa. Ya en siglos más recientes se ha visto poblada de otras bandas de bandidos, unos buenos con apariencia de malos que robaban a los ricos para compartir con los pobres, y otros malos con pinta de buenos (por aquello de ser "de lo social y de progreso"), que robaban a espuertas de donde pudieran para compartir entre compinches y secuaces adscritos, dejando las migajas secas para algunos de los que llamaban pueblo. Durante un tiempo unos cuantos de estos bandidos malos con pinta de buenos provinieron de un pueblo conocido por Alcalá de los Gandules, nombre casi supuesto y al mismo tiempo casi real. Se les conocía también por su populismo, porque para tenerte callado te daban un pez pero nunca te enseñaban a pescar. Tampoco es que les preocupase mucho tan nimio asunto. Por eso cuando en esta región del suroeste de Europa había elecciones, el candidato que propusiese crear miles o millones de puestos de trabajo estaba abocado al más vergonzante fracaso, al margen que sus promesas resultasen más o menos verosímiles. Allí habías de ir prometiendo miles o millones de subvenciones a fondo perdido..., de los otros. Los que siempre gobernaron y siguieron gobernando, por ejemplo, subvencionaron cursos virtuales a distancia, a mucha distancia, a tanta distancia que ni hacía falta que fuesen presenciales, ni por parte del profesor ni por parte del alumnado. Financiaron con generosidad e impartieron otros (o no, que tampoco es que fuera muy necesario impartir nada, leches) en los que el conocimiento se asimilaba por vías imposibles como la teleósmosis o mismamente las fosas nasales, destacándose de entre ellos uno de alfabetización donde a los alumnos se les enseñaba a hacer la "o" con un canuto de esnifar cocaína, utilizado a tal efecto por los superiores en rango y todo por la sostenibilidad y el ahorro en este tipo de material tan didáctico. Y como no podía ser de otro modo, apareció una vez un partido nuevo más prometedor de peces y de subvenciones a mansalva, al que se conocía por Podemos, pues entró con mucha fuerza y ganas de podar a la otra casta para asentar la suya. Aunque sus cabezas visibles procedían de entre las amebas del paraninfo algo sabias, eso de enseñar a pescar ni pensarlo porque en ello iba su supervivencia. Sacaron un saco de votos que gestionaron también, o más, en plan bandido, como era costumbre extendida por la zona. Prometieron subvenciones tan vanguardistas y osadas que nadie hasta el presente había propuesto, de modo que los mismísimos países nórdicos pasarían por retrógrados y antiguos, porque entre otras cosas estaban regidos por monarquías parlamentarias, qué atraso. Llegaron a prometer dadivosas subvenciones para la realización de sesudos estudios sobre la influencia de los pesticidas en la virilidad del mosquito macho de los algodonales y otro todavía mucho más audaz de cómo conseguir un embarazo natural en un homosexual de anatomía masculina. Lo nunca visto ni oído. En fin, logros de la revolución y el progresismo que incluso a la naturaleza pueden mutar y mejorar. Y fue en esta región del suroeste de Europa, tierra de bandas y bandidos buenos y malos, donde los podadores consiguieron el saco de votos más jugoso que ni en sueños imaginaron nunca alcanzar. Tierra de muchos talentos, demasiados, para vivir del dinero llovido. Con todos estos ingredientes, ¿no podría esta región del suroeste de Europa ser llamada también Bandalucía?.

(*) Nota explicativa al margen: Puestos a no discriminar por motivo de religión, o por aquello de la multiculturalidad -deliciosa expresión ésta-, o por la "civilanza de las alienaciones" las siglas a. M. significan antes de Mahoma; desterrando las antiguas, casposas y sectarias a. C., vaya a ser.

      BOICOT A "EL MUNDO". Leo un curioso mensaje en una red social donde demandan con palabras gruesas hacer boicot a un diario por un artículo ultraliberal de un personaje de jaula (también independentista, para los que no lo saben que deben ser un puñado), con insultos y descalificaciones a quienes en su momento votaron un determinado partido. Ya estamos. Los listos de un lado y los tontos del otro. Maniqueísmo puro y duro, como suelen los de más autoridad moral. ¿Quéeeee?. ¿O no será que los listos sólo lo son si no pasamos de la epidermis?. ¡Viva la epidermis!. Hace ya algún tiempo que yo dejé de comprar este diario, pero no por este personaje que le daba color e incluso alguna reflexión valiosa le salía en ocasiones (hasta los necios más profundos tienen a veces y en ciertos temas razón, pues todo bueno de un lado y todo malo del otro es maniqueísmo), sino porque sin ser todos los periódicos iguales (como los políticos), se parecen hasta el vómito. Quédense sin embargo con que hay cosas que debieran cambiar sin remisión, por ejemplo la cultura de las subvenciones y el perfil del funcionario con trabajo fijo. Para crear en un país una economía sólida se ha de tener en cuenta a la iniciativa privada, a emprendedores que formen pequeñas o medianas empresas y autónomos, que éstos sí que generan riqueza y no precisamente el funcionariado (por más que lo haya hasta responsable) ni la cultura de la subvención. El estado de bienestar es loable y se debe seguir persiguiendo, tratando de recuperar derechos a día de hoy recortados, pero no un estado de bienestar al estilo andaluz, donde entra dinero de los demás a espuertas (y no me parece mal del todo), pero del que no se invierte ni un céntimo en generar riqueza o un puesto de trabajo que deje de ser un lastre. Se acabó seguir alimentando parásitos y esto lo comprendemos muy bien quienes en su momento arriesgamos nuestros escasos dineros en montar algo vocacional y propio que todavía hoy sigo regentando para mi orgullo. Aún vivo de ese trabajo creado a partir del dinero que en su día invertí y, aunque en condiciones muy duras comparado con tiempos atrás, pero en ello continúo. Porque la economía de un país si quiere ser relevante y sólida ha de reposar en un 80%, o aun más, en la pequeña y mediana empresa y en los autónomos. Sin ningún género de dudas.

¿Son necesarios los funcionarios?. Seguramente, pero menos y en particular de los que dan el perfil de tales. Porque este perfil será un estereotipo, pero no se olvide que un estereotipo no abarcará a todos, aunque sí a una mayoría sensible. Respecto a las vastas vacaciones del funcionariado de la enseñanza, con los padres que han ido apareciendo y los hijos que han engendrado, las considero imprescindibles por cuestiones de pura higiene mental. Hoy en día ser profesor de mañac@s es sin ningún género de dudas una profesión de riesgo. 
En cuanto a lo que leemos, deberíamos ser conscientes que algunos escribidores son amigos de echar el trapo al que sería mejor no entrar, pues es lo que buscan; con independencia del medio que utilicen para ello. Ahora bien, clasificar éstos en buenos y malos o con mayor o menos autoridad moral (unos suelen creerse más dotados de ella que otros, faltaría más) es maniqueísmo puro. Como dicen que decía George Washington: "no hay ciudadano mejor informado que el que no lee ningún periódico". Y las reflexiones serias conviene hacerlas en frío, pues estamos en un país que ha de cambiar mucho, recuperando por supuesto viejos derechos hoy recortados, pero también puliendo viejos y conocidos vicios que llevaron a Grecia donde está. Muertos vivientes que siguen cobrando una o varias pensiones, funcionarios fantasmas a los que no conocen por el lugar de trabajo, subvenciones para actos que nunca llegaron a celebrarse y así un sinfín de desafueros.   

 Espero no haber molestado con mi opinión, pero es que en este "compartir" he leído palabras gruesas para las que yo también tendría respuesta tripal, aunque he preferido darla todo lo cerebral que en mí pueda ser, que -ya sé- no será mucho. Saludos.

      OJOS DE LINCE. En relación a la modélica consulta sobre el proceso de contradependencia del Taifato NE.cat, llevada a cabo en noviembre del 2014, expresar mi admiración y felicitar efusivamente a ese voluntario y participante activo en el evento, de mirada fulminante cual felino al acecho que, en medio de la marabunta de las hordas se fijó en un ciudadano corriente, al que ya vio desde el principio cara de bribón y pensó: "éste quiere votar tres veces". Y todo ello sin que el ciudadano corriente llevase tocado un seiscientos por sombrero, con las mangas en las mangas y no en el cuello y el cuello en el cuello y no en las mangas, sin ropa fosforescente hasta la ceguera momentánea, ni un cartel prendido que anunciara el engaño, recordando incluso los pasos que dio y cómo lo hizo. En fin, un verdadero prodigio. Esto en Psicología Forense nos lo tragamos sin asco alguno. Y a quienes le reprochan al ciudadano corriente (para todos menos para el más listo de la manada) taparse la cara cuando relata su hazaña, pues que lo haga porque esa cara bonita ahora corre peligro. Si en ciertas zonas ya lo corren algunos por ser de un equipo de la capital, cuanto más si no comulgas con sus ruedas de molino. Ah, y recomiendo a esos foreros catetos, que algunos campan por ahí sueltos, pues que aprendan si no ya estadística, por cuanto es compleja para su debilitado entramado neuronal, al menos aritmética, aunque deban seguir contando con los dedos, lo cual no les servirá para interpretar estadísticas con un mínimo nivel, pero al menos hará que sea más difícil que los engañen en el colmado o la tienda de ultramarinos de la esquina.